lunes, 6 de diciembre de 2010

Se acerca un nuevo año electoral, con la misma agenda de temas

Isabel Yaconis, Silvia Irigaray y Ricardo López Murphy,
durante el encuentro del 29 de noviembre.
Isabel Yaconis* y Silvia Irigaray** -ambas integrantes de la Asociación- visitaron a Ricardo López Murphy, que será candidato a jefe de Gobierno Porteño el año que viene. La cita fue el 29 de noviembre en las oficinas del partido Convergencia Federal, en Avenida de Mayo 847, Ciudad de Buenos Aires. Entre otros temas, las madres le plantearon a López Murphy que está aumentando la inseguridad, que es prioritario crear un banco de datos genéticos con el que identificar a los violadores y que también lo es el uso de cámaras filmadoras para registrar lugares clave de los barrios. A continuación reproducimos la cobertura de la agrupación política que lidera el candidato.
..................
FUENTE: Juventud Convergencia Federal Ciudad de Buenos Aires
FECHA: 30 de noviembre de 2010
TÍTULO: Encuentro de las Madres del Dolor con Ricardo López Murphy
DESARROLLO: En una reunión promovida por la Juventud del partido, Isabel Yaconis y Sivia Irigaray fueron recibidas, ayer, por Ricardo López Murphy en las oficinas de Convergencia Federal, ubicadas en Avenida de Mayo 847. Luego que en agosto la Madres del Dolor recibieran en su sede a miembros de la Juventud del partido.
En un clima cordial y ameno conversaron, acompañados por el ex legislador porteño Marcelo Meis, sobre la inseguridad e injusticia en la Argentina, consecuencia de una cultura y política enferma.
Las madres de Lucila Yaconis y de Maximiliano Tasca comentaron que la desatención hacia la problemática de la inseguridad se viene acentuando desde que el ex ministro Gustavo Beliz se alejara del gobierno del fallecido presidente Néstor Kirchner.
Una de las medidas a las que hicieron referencia y que está olvidada en el Congreso Nacional, es la creación de un Banco genético no intrusivo, el cual serviría solamente para identificar a la personas y no para conocer y manipular datos sobre enfermedades. Información que no es relevada por este método y por lo tanto no se conocería. El punto fue aclarado por las Madres por el temor que hay en ciertos sectores de la sociedad del uso que se le daría a esos datos.
Pero Meis aseguró que no hay razón para desconfiar del uso que haría la Justicia de un Banco genético no intrusivo, ya que si se acepta que la Justicia no esta capacitada para hacer un correcto uso de esta herramienta es aceptar que el Estado no existe.
López Murphy, de acuerdo con esta afirmación, no ve mayores dificultades en implementarlo y dotar así de un elemento de gran eficacia a la Justicia. “Tomar una muestra genética muda es la misma figura que las huellas dactilares”, aseguró.
Los cuatro estuvieron de acuerdo que este mecanismo no atentaría contra las libertades individuales y coincidieron que hay que cuidar a los ciudadanos que cumplen con las normas de convivencia y respeto a la ley.
Otro punto que compartieron es en la necesidad de implementar, en la Ciudad de Buenos Aires, una mayor cobertura de cámara de seguridad. López Murphy citó el ejemplo de Londres donde la utilización de este sistema de prevención del delito disminuyó drásticamente los índices de criminalidad.
López Murphy les aseguró a Yaconis e Irigaray que contarán con su apoyo, sea o no elegido Jefe de Gobierno, y afirmó que no se trata de mano dura sino de mano justa y de contar con jueces rígidos y no con magistrados blandos y garantistas.
Además de Ricardo López Murphy y Marcelo Meis, estuvo presente el coordinador de la Juventud de Convergencia Federal Máximo Colello, acompañado por Mauricio Colello, Sergio Mayor, Nahuel Ventimiglia y Fernando Kohutiak.
..................
* Mamá de Lucila Yaconis, asesinada a los 16 años, en 2003, durante un intento de violación, en el barrio porteño de Núñez. Todavía se desconoce la identidad del homicida, aunque los restos genéticos que quedaron en la ropa de la víctima están registrados.
..................
** Mamá de Maxi Tasca, muerto a balazos a los 25 años, en 2001, por un policía uniformado en una estación de servicio del barrio porteño de Floresta. Las víctimas fatales fueron tres, porque con Maxi estaban sus amigos Cristian Gómez -hijo de Elvira Torres, otra integrante de la Asociación- y Adrián Matassa.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada